CEROPEGIA SANDERSONII

 

De origen Sudafricano, la Ceropegia sandersonii es una planta colgante que sin dudas te va a enamorar: sus hojas suculentas con forma redondeada presentan un color verde intenso, con tallos gruesos; las flores de esta especie son un golazo! Parecen paracaídas! 

 

Si convivís con mascotas que mastican plantas, te comentamos que esta especie no es tóxica para perros y gatos. Es increíblemente buena para purificar el aire de nuestros ambientes, por lo que por ser una planta todoterreno y poco exigente, se convierte en una planta de fácil cuidado y súper funcional para nuestros hogares.

 

Todas nuestras plantas están listas para crecer felices en los contenedores y sustratos en que las comercializamos por al menos 6 meses. Sugerimos utilizar porta macetas para embellecerlas; aunque si te resulta imprescindible trasplantarla te recomendamos esperar 15 días antes de hacerlo para evitar que se estrese por el cambio de contexto (vivero/tu casa). Los porta macetas que utilizamos en las fotografías, no están incluidos en el precio publicado.

 

Tipo/Tamaño de Maceta: Plástica 12 cm de diámetro con tutor de alambre.

 

Largo de la Planta: 35 cm (maceta/tutor incluida).

 

Riego: Regar cuando la tierra esté 50% seca. En invierno reducir el riego para evitar encharcamientos y por consecuencia raíces podridas. Al ser una planta suculenta, tiene la capacidad de retener agua en sus tallos, raíces y hojas.

 

Luz: Prefiere la mayor cantidad de iluminación indirecta posible y agradece los rayos solares débiles como los de las primeras horas de la mañana y los últimos de la tarde. Es importante que reciba luz natural tanto en la parte colgante, como en la superficie de la maceta de donde nace, ya que es esencial para evitar que se sequen y se corten las tiritas.

 

Temperatura/Humedad: Prefiere ambientes cálidos con una temperatura no menor a los 8ºC con humedad ambiente normal (Bs. As.).

 

Hábito de Crecimiento: Es una planta colgante que podes guiar y dejarla colgar de algún estante, mueble, escalón, etc. Podes podarla si sentís que creció demasiado y de esa forma controlas su forma.

 

Fertilizante: Recomendamos fertilizar 1 vez al año, y al comenzar la primavera. Para ello te aconsejamos que utilices fertilizantes líquidos, que los diluyas con el doble de la cantidad de agua que indica el envase, y que lo apliques sobre la planta con un riego previo y la tierra húmeda. Rociar las hojas con el fertilizante diluido también es beneficioso.

 

Plagas: Te recomendamos de manera preventiva que pulverices la planta con jabón potásico + aceite de Neem cada 20 días. También podes utilizar tierra de diatomeas diluida para prevenir la proliferación de plagas.

 

Tips: Podes seguir guiando tu Ceropegia por el tutor de alambre, o quitárselo y dejarla colgar!

Ceropegia sandersonii

$7.500
Sin stock
Ceropegia sandersonii $7.500

CEROPEGIA SANDERSONII

 

De origen Sudafricano, la Ceropegia sandersonii es una planta colgante que sin dudas te va a enamorar: sus hojas suculentas con forma redondeada presentan un color verde intenso, con tallos gruesos; las flores de esta especie son un golazo! Parecen paracaídas! 

 

Si convivís con mascotas que mastican plantas, te comentamos que esta especie no es tóxica para perros y gatos. Es increíblemente buena para purificar el aire de nuestros ambientes, por lo que por ser una planta todoterreno y poco exigente, se convierte en una planta de fácil cuidado y súper funcional para nuestros hogares.

 

Todas nuestras plantas están listas para crecer felices en los contenedores y sustratos en que las comercializamos por al menos 6 meses. Sugerimos utilizar porta macetas para embellecerlas; aunque si te resulta imprescindible trasplantarla te recomendamos esperar 15 días antes de hacerlo para evitar que se estrese por el cambio de contexto (vivero/tu casa). Los porta macetas que utilizamos en las fotografías, no están incluidos en el precio publicado.

 

Tipo/Tamaño de Maceta: Plástica 12 cm de diámetro con tutor de alambre.

 

Largo de la Planta: 35 cm (maceta/tutor incluida).

 

Riego: Regar cuando la tierra esté 50% seca. En invierno reducir el riego para evitar encharcamientos y por consecuencia raíces podridas. Al ser una planta suculenta, tiene la capacidad de retener agua en sus tallos, raíces y hojas.

 

Luz: Prefiere la mayor cantidad de iluminación indirecta posible y agradece los rayos solares débiles como los de las primeras horas de la mañana y los últimos de la tarde. Es importante que reciba luz natural tanto en la parte colgante, como en la superficie de la maceta de donde nace, ya que es esencial para evitar que se sequen y se corten las tiritas.

 

Temperatura/Humedad: Prefiere ambientes cálidos con una temperatura no menor a los 8ºC con humedad ambiente normal (Bs. As.).

 

Hábito de Crecimiento: Es una planta colgante que podes guiar y dejarla colgar de algún estante, mueble, escalón, etc. Podes podarla si sentís que creció demasiado y de esa forma controlas su forma.

 

Fertilizante: Recomendamos fertilizar 1 vez al año, y al comenzar la primavera. Para ello te aconsejamos que utilices fertilizantes líquidos, que los diluyas con el doble de la cantidad de agua que indica el envase, y que lo apliques sobre la planta con un riego previo y la tierra húmeda. Rociar las hojas con el fertilizante diluido también es beneficioso.

 

Plagas: Te recomendamos de manera preventiva que pulverices la planta con jabón potásico + aceite de Neem cada 20 días. También podes utilizar tierra de diatomeas diluida para prevenir la proliferación de plagas.

 

Tips: Podes seguir guiando tu Ceropegia por el tutor de alambre, o quitárselo y dejarla colgar!